Sedúcelo... te decimos cómo

como-seducir-a-un-hombreSi alguna vez te has preguntado qué les gusta a ellos y con qué armas de seducción los puedes conquistar -o reconquistar - este artículo es para ti. En Volopapilio, expertos en el romance, el arte de sorprender, seducir y conmover, nos dimos a la tarea de investigar las 10 claves para enamorarlo, para seducirlo… 

1. No hables más de la cuenta. Los hombres hablan poco y por ende esperan que tú también, sobre todo, les agrada la discreción ante entrega de información que no necesitan. No entres en detalles, no por lo menos en un principio. Observa y calla. Ésta será una importante arma de seducción aunque parezca de lo más simple. No acapares conversaciones pero tampoco te quedes del todo callada. Si él no te da la hora, tú no le des la fecha.

2. Cuando una mujer no cede fácilmente, es decir, no parece dócil ni sumisa, para el hombre, acercarse a ella se volverá todo un reto, un desafío del todo estimulante. Pero ten cuidado de no parecer del todo inaccesible, pues tarde o temprano terminaría por darse por vencido y voltear la página. 

3. Si lo asfixias, el se pondrá a la defensiva y por ende, buscará una ruta de escape mediante la cual proteja su libertad. Cualquier cosa que persigas, huye. Dale espacio suficiente para que no se sienta atrapado y entonces sea él quien se proponga atraparte. Hazle creer que tiene espacio suficiente y con ello, bajará la guardia. Él debe sentir que quieres estar con él, pero no que necesitas estar con él, he ahí la gran diferencia.

4. No hay nada tan increíblemente seductor para un hombre como tener una compañera de vida que sepa reír y contagiarse de buen El-buen-humor-ayuda-a-mantener-el-amorhumor. Nadie puede soportar dramas de otra persona por un tiempo prolongado. Preocúpate por pasar una velada agradable, ser encantadamente divertida. Él lo valorará.

5. Si pareces suave y femenina, atraes su instinto de protección. Si pareces agresiva, atraes su instinto de competencia. Ten cuidado, porque si él siente que eres una mujer que actúa como si fuera capaz de resolverlo todo, entonces te dejará atrapada haciendo todo. Es importante encontrar un punto medio e incluso mostrarte, a veces suave, a veces capaz de resolverlo todo.

6.Cuida de ti y de tu imagen. Es importante que no descuides este punto clave, en realidad no significa que debas andar entonada o tener la talla de una modelo, te sugerimos cuidar tu cabello, tu forma de vestir, tu sonrisa, tu imagen, para que ésta resulte agradable y hable bien de ti. 

7. Olvídate del pasado… estás en el presente con vistas del futuro. No hay nada tan detestable como mencionar al ex todo el tiempo. Recuerda que el pasado es pasado y ahí debe quedarse. A ti no te gustaría que te la mencionará, no? 

cr-5-febrero-on8. Déjalo que te invite a salir, que sea él quien tome la iniciativa y te invite a cenar. Deja que te regale arreglos florales y te haga regalos originales. Tú recibe todo ello sorprendida, con gran entusiasmo. Es necesario que él despliegue todas sus armas de conquista, pues a él le gusta perseguir a la mujer que le agrada. Luego juega un poco, un rotundo No de vez en cuando hará mucho más interesante la conquista.

9. Hacerte la difícil es algo que siempre funciona, despierta en cierta forma su primitiva personalidad. Si te llama al celular, quiere decir que desea hablar contigo, no respondas y luego de unos minutos, devuelve la llamada. Sobre todo, no seas obvia, procura ser sutil porque si no, lejos de despertar su interés, podrías lograr que saliera huyendo.

10. Escúchalo atentamente cuando te diga algo. Saber escuchar es una cualidad que debes practicar, no lo interrumpas ni te rías de su preocupación, procura mirarlo a la cara y mostrarle lo importante que es para ti lo que él dice.

En Volopapilio, somos especialistas en el arte de la seducción, porque conquistar -o reconquistar - es un arte y los detalles originales, cenas románticas o sorpresas de aniversario, siempre ayudan.

Construyamos juntos tu sueño.

 

Sobre el autor

Romántica empedernida; la sonrisa es mi principal característica; el amor, mi motivo. En el juego de la vida, yo escribo.

SUBIR